DestacadoPolíticaportada

Gobierno de Maduro busca mantener cooperación con la ONU sin injerencias políticas

El gobierno de Nicolás Maduro expresó su interés en continuar colaborando con la Oficina de la ONU para los Derechos Humanos, asegurando que desea mantener una cooperación técnica de alto nivel, siempre y cuando no haya injerencias políticas por parte de la organización internacional.

El ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Yvan Gil, hizo estas declaraciones durante su participación en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, Suiza. Gil enfatizó que el gobierno venezolano busca establecer un proceso de discusión para llevar la cooperación técnica al nivel adecuado, sin permitir participaciones políticas externas.

Estas declaraciones se producen después de que Venezuela suspendiera las actividades de la oficina local de la ONU para los Derechos Humanos a mediados de febrero. La suspensión se dio luego de que el gobierno venezolano acusara a la oficina de alejarse de su mandato de imparcialidad y de apoyar a grupos golpistas y terroristas.

El canciller Gil criticó a la oficina por no haberse pronunciado ante las denuncias del gobierno venezolano sobre intentos de golpe de Estado y magnicidio. Además, señaló que la oficina había sido incapaz de mantener su imparcialidad al hacer eco de campañas de sectores radicales en contra de las instituciones del país.

En su intervención, Gil también aprovechó para criticar a la “burocracia internacional” por su supuesto silencio cómplice hacia los abusos de derechos humanos en otros lugares del mundo, como los ocurridos en Gaza por parte de Israel.

3eravoz @soyjosecorrea