Conoce aquí 5 consejos para ahorrar gasolina mientras manejas

En un contexto en el que los precios del combustible están alcanzando máximos históricos en muchos países, llenar el tanque de un automóvil se ha vuelto cada vez más costoso. Ante esta situación, es natural que los conductores busquen formas de optimizar el consumo de gasolina y ahorrar en sus gastos.

En este sentido, hemos realizado un análisis exhaustivo de cinco consejos habituales que los conductores utilizan para ahorrar combustible, con el objetivo de determinar cuáles son eficaces y cuáles son meros mitos. A continuación, presentamos dos de los consejos evaluados:

  1. ¿Es 90km/h la mejor velocidad para optimizar el combustible? Existe la creencia generalizada de que conducir a una velocidad constante de 90km/h es la forma más eficaz de optimizar el consumo de combustible. Sin embargo, según el grupo automovilístico RAC, no hay una velocidad fija ideal que aplique a todos los vehículos. El mito de los 90km/h se originó a partir de antiguas pruebas de consumo de combustible realizadas a tres velocidades: en ciudad, a 90km/h y a 120km/h. En estas pruebas, se determinó que la velocidad más eficiente fue de 90km/h, lo que llevó a muchos a pensar que esta era siempre la mejor opción. Sin embargo, el RAC señala que, dependiendo del tipo y tamaño del automóvil, una velocidad entre 70 y 80km/h puede resultar más eficiente en términos de consumo de combustible.
  2. ¿Debo apagar el aire acondicionado? Algunos conductores optan por resistir la tentación de usar el aire acondicionado en días calurosos con el fin de ahorrar combustible. Esta elección puede ser acertada, ya que poner en marcha el sistema de aire acondicionado de un automóvil requiere energía adicional, lo que puede aumentar el consumo de combustible hasta en un 10%, según la AA (Automobile Association). Es importante destacar que el impacto del aire acondicionado en el consumo de combustible puede ser más notable en viajes cortos, debido a que el sistema necesita más energía inicialmente para enfriar el interior del vehículo. Por otro lado, abrir las ventanas crea resistencia al aire, conocida como “arrastre”, lo que hace que el motor tenga que trabajar más para compensar esta resistencia. Por lo tanto, la elección entre utilizar el aire acondicionado o abrir las ventanas depende de la velocidad de conducción. Por encima de los 80km/h, el aire acondicionado probablemente sea más eficiente, ya que a mayor velocidad, mayor es la resistencia causada por las ventanillas abiertas.

Es importante recordar que cada automóvil es único y puede tener características específicas que influyan en su consumo de combustible. Por lo tanto, es recomendable que los conductores consulten el manual de su vehículo y sigan las indicaciones del fabricante en cuanto a las mejores prácticas para ahorrar gasolina.

3eravoz José Correa