David Morán Bohórquez: Saqueada Pdvsa, y… ¿cuál es la sorpresa?

Es verdaderamente sorprendente el asombro de muchos con el nuevo escándalo de corrupción en PDVSA, ¿Cuál es la sorpresa?

¿Se nos olvida que en estos largísimos 24 años de chavismo, el bolívar ha perdido 14 ceros?, ¿Se nos olvida que el salario mínimo y las pensiones cayeron de 300 a 5 dólares por mes?,

¿Que la producción de PDVSA cayó de 3 millones a 600 mil barriles día? ¿Se nos olvidan los apagones?, ¿Nos acostumbramos a qué Venezuela sea el país de mayor inflación del planeta?, ¿Se nos olvida el estado deplorable de las escuelas de nuestros hijos?, ¿No nos acordamos que cuando requerimos de un hospital debemos llevar desde las jeringas hasta las sábanas?

¿Con qué dinero creen ustedes que se pagan las mega camionetas Toyota, los Ferraris , los yates y mansiones, los cientos de guardaespaldas y escoltas pantalleros que tiene cualquier funcionario de segundo nivel, los viajes 5 estrellas, el whisky 18 años, la champaña francesa, el lomito importado, las fiestas con artistas internacionales?

La única forma de que un país petrolero, en años de gran bonanza haya llegado a este estado de destrucción es por un descomunal saqueo masivo.

Señores, ésto es socialismo puro: Lujos y privilegios ilimitados para la élite del gobierno y hambre y miseria el pueblo, siempre ha sido así, el socialismo es una estafa, un gran engaño.

Entendamos, los venezolanos hemos sido y seguimos siendo saquedos, esos 3.000 millones nuevos es más de lo mismo, de lo de siempre en este chavismo mafioso y traidor.

No se trata de simple corrupción, eso fué en la cuarta, lo de ahora es un saqueo sin misericordia.

No se trata de una crisis, ni de una guerra económica y mucho menos unas sanciones pendejas, nos saquearon a Venezuela con el cuentico de la fulana “revolución”.

Es hora de entenderlo y trabajar con inteligencia, creatividad, tesón y propósito para poder rescatar a Venezuela. La nación lo merece