Cultura

El Conde de Montecristo se reinventa en forma de cómic futurista

El conde de Montecristo. La obra de Alejandro Dumas con Edmundo Dantés como protagonista y que sin duda alguna es para muchos el mejor ejemplo de lo que sería el género de la venganza tanto en la literatura como posteriormente en el cine y la televisión. Este conde es de sobra conocido dentro de la cultura popular y se ha reformulado y reinventado en decenas de contextos y formatos. Pues hoy vamos con una más, juntando los cómics con una versión futurista del bueno y vengativo de Edmundo.

Cartem Cómics apuesta por esta efectiva obra guionizada y dibujada por Ibrahim Moustafa que cambia la Francia del Siglo XVIII por un futuro distópico en el que acción y tecnología se unen a la ya conocida historia de Dumas.

img-20240222-180631-edit-32358090402353.jpg

Antes de seguir, vamos con el apartado técnico del cómic: guion y dibujo de Ibrahim Moustafa, cartoné tapa dura, editorial Cartem, 140 páginas y un precio de 24,95 euros.

El Conde más futurista

Siendo la historia que es, lo primero que me gustaría recomendar es conocer, si no la conoces ya, la historia original de Dumas sobre el conde de Montecristo. Antes de llegar a este Redxan Samud, pasar antes por el verdadero Edmundo Dantés. ¿Por qué? Primero porque la obra de Dumas es de obligada lectura y segundo porque así podrás sonreír cada dos por tres viendo los interesantes guiños del guionista a la obra original. Porque sí, este Conde vale la pena. Además hace algo que para mí es fundamental cuando se reformula una obra de tal magnitud y es que Ibrahim Moustafa no tiene mayor pretensión que ofrecer una nueva forma de ver esta historia y para ello busca entretener por encima de cualquier otra cosa. Lo consigue.

img-20240222-180640-edit-32349329543500.jpg

Muchas veces se comete el error de buscar de manera demasiado ambiciosa versionar algo y, equivocadamente, intentar superarlo. Aquí no hay esa pretensión sino un respeto mayúsculo a la obra original a la que va dando pinceladas Moustafa para llevarlo a su terreno futurista. Además tiene cambios en la trama original que no solo se hacen porque el contexto es totalmente diferente sino porque no es necesario copiar al pie de la letra todo lo que ocurre en el relato de Dumas. Para hacer eso y no aportar nada, casi mejor no hacerlo. No es el caso de El Conde, que aparte de ser un buen homenaje es por sí sola una obra entretenida y efectiva.

Lógicamente la parte más atractiva de este reinterpretación es el apartado futurista y ahí hay que darle la enhorabuena en fondo y forma al creador de este nuevo mundo. Naves espaciales, cárceles entre acantilados voladores, islas montañosas levitando, combates con un trasunto de sables láser… La verdad es que Ibrahim Moustafa se ha currado un gran concierto de elementos futuristas que crean un mundo alternativo muy interesante y atrayente para todos aquellos lectores amantes de la ciencia ficción. Es ahí donde gana la obra, en esa capacidad del autor de fusionarte El Conde de Montecristo original con una mezcla entre, salvando mucho las distancias, La Guerra de las Galaxias o Dune.

Os dejo varias imágenes:

img-20240222-180729-edit-32336903911210.jpg
img-20240222-180718-edit-32343428262772.jpg

La acción y las escenas de combate, tanto con espada y en duelo, como con naves y masivas, son de una dinámica espectacular y pese a que le veo algún fallo que otro al villano, al que no termino de odiar tanto como debería, los momentos finales de pelea son de un alto nivel. Tampoco veo una historia de amor tan épica, por cierto. Quizá esto sea el gran ‘pero’ del cómic, que el villano se me antoja menos odiable de lo necesario y el amor menos épico. Aún así, no es un gran lunar dentro del cómic.

Ahora bien, al ser una reformulación futurista, creo que el lector que se debería acercar a la obra debe ser alguien lejano al purismo. Alguien que no quiere que se toque mucho la obra original, no es el destinatario de esta opción. Si por el contrario eres muy aperturista a diferentes versiones de una historia que te encanta, adelante. Creo que no va a decepcionar. A mí desde luego me ha sorprendido para bien y como amante de la ciencia ficción se agradecen adaptaciones de clásicos a un género que permite un aluvión de creatividad altísimo.

Conclusión: sorprendido para bien. Promete ciencia ficción y te la da reformulando un clásico imperecedero. Me ha gustado mucho el mundo que plantea Moustafa con imponentes escenarios futuristas y combates repletos de acción. Un entretenimiento, sin duda, de lectura rápida y dinámica. Si gustan disfruten de la lectura.

Fuente: Libertad Digital